Noter la vidéo Nombre de vues Commenter NOTER LA VIDÉO NOMBRE DE VUES COMMENTER J’aime sur Facebook (nouvelle fenêtre)
Vu 28 fois
OK
DESCRIPTION TRANSCRIPTION

EUROPA : MOVILIDAD PARA TODOS - FATIHAH FEKIH, VOLUNTARIA FRANCESA EN EL REINO UNIDO

Entre los estudios y un empleo, Fatihah ha optado por el SVE. Trabaja para una ONG en Buntingford (Reino Unido). Vive con Voluntarios de distintas culturas. Como mujer joven, ha tenido que convencer a su familia para poder vivir esta experiencia de movilidad europea. Para ella, esta diversidad es muy enriquecedora.

UNE VIDÉO PRODUITE PAR

Me llamo Fatihah, tengo 25 años. Soy franco-argelina. Soy voluntaria europea SVE en Inglaterra, en Buntingford, para una ONG que ayuda a los jóvenes a desarrollar sus proyectos. Son las nueve de la mañana y voy a desayunar. No es un desayuno inglés, es lo que yo suelo desayunar, en compañía de Sarah, Soraya, que ya está trabajando, y Deborah. Coordino la oficina europea y de los países francófonos. Nos dedicamos a organizar eventos y a comunicar sobre nuestros distintos proyectos. Utilizo mis competencias para ayudar a otros voluntarios a comunicar sobre nuestros proyectos. Aunque sea un trabajo voluntario, no deja de ser un trabajo. ¿Necesitas ayuda? ¿En qué ámbito? Ya voy. Hasta ahora. Organizamos una reunión. Los demás eligieron a Fatihah responsable del grupo de Londres esa noche. Era una tarea considerable, pero lo hizo muy bien. Cuando a una persona le das responsabilidades que no se espera, hace el trabajo y lo hace bien, y se siente satisfecha por ello. Hice un bachillerato económico y social. Luego hice una diplomatura y un máster en Comunicación Política e Institucional. Acto seguido, me puse a trabajar, pero me di cuenta de que no era el momento de lanzarme en una carrera. Para llevar a cabo lo que quiero, necesitaba dominar el inglés. Soraya, de Sudáfrica. Luca, de Italia. Soy turca. Lia, soy del País de Gales. Richard, de Trinidad. Sarah, soy inglesa. Deborah, soy de Glasgow. Somos diez voluntarios de diez culturas distintas, vivimos en la misma casa. Comemos juntos, reina una atmósfera distendida, muy familiar. Creo que la diversidad sólo puede enriquecer. A mi familia le costó aceptar que me fuera al extranjero a vivir una experiencia. En mi comunidad, por así decir, lo más importante es la familia. Las chicas, concretamente, están muy apegadas a los padres y a los abuelos. Nos cuesta romper el cordón umbilical. Ahora están encantados de saber que me siento tan realizada. Me animan a que el próximo año vaya a descubrir otro país, mucho más lejos, en otro continente. Son las 21.00. Vamos al pub con las chicas y con Richard para el concurso... ¡nacional! Las neuronas trabajan duro. ¿En qué películas encontramos estos dragones: Norbert, Draco, Saphira? No hay que tener miedo, hay que lanzarse, porque hay tantas cosas que descubrir, tantas cosas que aprender... Uno no puede quedarse en su rincón cuando existen programas como el SVE, que nos permiten viajar y descubrir cosas prácticamente gratis. Buntingford de noche. Son las 23.30. Las calles están desiertas. Vamos a volver a casa tranquilamente... y a la camita.